Áreas prioritarias

Brindamos apoyo, recursos y fortalecemos los movimientos por los derechos de las mujeres en todo el mundo

Afíliate

© Alejandro Jose Pernia Paredes- courtesy Photoshare

Defensoras de Derechos Humanos

El desafío

Las Defensoras de los Derechos Humanos lideran y sostienen luchas por la defensa de derechos humanos con pasión, valentía y compromiso. Las Defensoras de Derechos Humanos son atacadas por lo que son, su identidad de género, y por lo que hacen, luchar por los derechos humanos para todos y todas. Son tanto su identidad como su trabajo los que las y los hacen vulnerables a ciertos ataques, ya que sus actividades en la defensa de los derechos humanos cuestiona supuestos fundamentales sobre los géneros y sus roles en la sociedad.

Las mujeres defensoras  enfrentan el mismo tipo de riesgos que el resto de las y los activistas que defienden los derechos de las personas, comunidades y el medio ambiente. Sin embargo, como mujeres, también están expuestas a la violencia y los riesgos específicos relacionados con su género, y son objeto de violencia porque desafían las normas y los estereotipos existentes en sus comunidades.

Estos ataques son perpetrados por actores estatales y no estatales. La criminalización de sus luchas, el aumento de los poderes fácticos de actores no estatales, los ataques virtuales derivados del uso de nuevas tecnologías y las violencias y discriminación al interior de sus propios movimientos y familias, las colocan en un situación de riesgo que afecta su seguridad y su derecho a defender derechos y tiene serios impactos la sostenibilidad de sus luchas y movimientos.

Mucha de esta violencia ocurre diariamente,  muchas veces invisible y casi en completa impunidad. 

Nuestro enfoque

Trabajamos en colaboración con redes internacionales y regionales para concientizar sobre la violación de los derechos de las defensoras, fortalecer los mecanismos de protección y contribuir a responder más efectivamente a las mujeres defensoras que están en riesgo. Trabajamos promoviendo un ‘enfoque de protección integral’ que incluye la relevancia del autocuidado; la documentación de la violencia sufrida por las defensoras desde una perspectiva de género; la promoción del reconocimiento social  del trabajo que realizan las defensoras y la construcción de ambiente propicio que revierta las desigualdades estructurales para que  las defensoras puedan ejercer su derecho a defender derechos sin que esto las coloque en una situación de riesgo.

Nuestras acciones

  • Promover la colaboración y coordinación entre organizaciones de derechos humanos y de derechos de las mujeres en el ámbito internacional para contribuir a mejorar las respuestas de protección que las instituciones, organizaciones y mecanismos de derechos humanos ofrecen para las defensoras en riesgo.

  • Apoyar a redes regionales de mujeres defensoras de derechos humanos  y sus organizaciones, como la Iniciativa Mesoamericana de Mujeres Defensoras de Derechos Humanos, para favorecer y fortalecer la acción colectiva por la protección enfatizando el establecimiento de redes de solidaridad y protección,  la promoción del autocuidado, y la incidencia y movilización para la seguridad de las defensoras.

  • Aumentar la visibilidad y el reconocimiento de las defensoras y sus luchas, así como de los riesgos que enfrentan mediante la documentación de los ataques que enfrentan y la investigación y la producción y difusión  de información sobre sus luchas, estrategias y desafíos.

  • Movilizar respuestas urgentes de solidaridad internacional para defensoras en riesgo, a través de nuestras redes internacionales y regionales y de nuestra activa membresía.

Cómo contactarnos: whrd@awid.org